La Escuela Blanca Nieve está dedicada a la enseñanza del esquí y el snowboard en todos sus niveles. Cuenta con escuela para adultos, escuela infantil y escuela juvenil, con profesores altamente especializados. Ofrecemos una amplia variedad de servicios con el objetivo de que cada cliente encuentre lo que necesite y disfrute al máximo su experiencia en Sierra Nevada. En Blanca Nieve queremos que se despreocupe y solo piense en nieve, nieve y nieve. Clases grupales La mejor opción para disfrutar del esquí o el snowboard en compañía de más alumnos. Dirigidas a principiantes que quieren dar sus primeros pasos en la práctica del esquí o el snowboard como para aquellos que deseen perfeccionar su técnica. Las clases estarán formadas por grupos de un mínimo de 4 alumnos y un máximo de 12 (mismo nivel y disciplina). Clases individuales destinadas a aquellos alumnos que prefieren una enseñanza más personalizada. La enseñanza del esquí o snowboard con un menor número de alumnos facilita el aprendizaje del alumno y otorga excelentes resultados. Las clases podrán ser individuales o hasta un máximo de 6 alumnos, con una duración mínima de 1 hora. Siempre recomendable un mínimo de 2 horas para aprovechar el tiempo y alcanzar una buena base para seguir practicando. También ofertamos la opción de clases durante medio día o durante el día completo, en escuela infantil.

¿Esquí o Snowboard? Las dos tienen algo muy importante en común y que apasiona: La Nieve.
Cualquiera de las dos disciplinas ofrecen las mismas sensaciones: Las que te dará la nieve; flotar, deslizar, velocidad… Ambas dispararán tu adrenalina. Si aún no has probado ninguna de las dos disciplinas, te animamos a que pruebes la que más te atraiga y haga ilusión. Recomendamos que en cualquiera de las dos disciplinas se tome muy en serio la necesidad de dar más horas de clase en beneficio de más seguridad, respeto y diversión en las pistas y fuera de ellas. Lamentablemente cuando somos capaces de bajar una pista azul, se deja de tomar clases, justo cuando más útiles son ya que se aprovechan mejor y te hacen evolucionar mucho más rápido y sobre todo correctamente. Respecto a si lo uno es más fácil que lo otro, tener una buena técnica y poder disfrutar con seguridad en ambos deportes resultará muy parejo y requerirá horas de aprendizaje, práctica, muchos kilómetros y dependerá de la habilidad y las ganas de aprender de cada persona. En caso de haber empezado alguna de las dos disciplinas, se aconseja seguir con ella hasta que se domine antes de pasar o cambiar a la otra y en cualquier caso aprender con profesor ya que la evolución en cualquiera de las dos disciplinas es muy notable y aumenta la seguridad y la posibilidad de disfrutar Si no tienes mucho nivel, no recomendamos dedicarse a ambas.El triunfo del esquí es que el aprendizaje es relativamente espontáneo. Los dos primeros días deben ser muy entretenidos y divertidos. La guía de un profesor es lo más importante cuando empiezas a adentrarte en este nuevo deporte que nos hará adoptar posiciones nuevas y todos los movimientos serán desconocidos. Los primeros pasos siempre deben darse con un profesor para evitar el desánimo que surge en los primeros días que se practica la actividad. Si lo pasamos bien y aprendemos rápido pronto amaremos este deporte que es uno de los deportes que mejores sensaciones nos puede dar y uno de los pocos que pueden practicarse en familia. Si la experiencia es desagradable lo más probable es que nunca más intentemos practicarlo. Por ello es muy importante: Las clases: sin prisas para aprender más rápido y nos ahorraremos un número alto de caídas. El equipo: ofrecemos el mejor asesoramiento de acuerdo a la edad y nivel de cada uno. La equipación: ropa de abrigo, gafas de sol, guantes y cremas de protección solar. El uso de muñequeras, culeras y espalderas son aconsejables ya que pueden evitar muchas lesiones. Consúltanos la disponibilidad de los elementos que te hagan falta. Protégete del frío: vestirse “por capas”,: ropa interior (camiseta de algún material sintético), capa central (jersey, forro polar, etc), capa exterior (anorak, pantalón; mono, etc.) Guantes impermeables, calcetines finos que se ajusten al pie y hasta la rodilla y buenas gafas son imprescindibles. Gafas , el reflejo de la luz sobre la nieve puede llegar a ser tremendamente dañino para nuestros ojos, porque es indispensable que los cristales sean de buena calidad, que protejan los ojos de la radiación solar y los rayos ultravioletas. Los rayos que se reflejan sobre la nieve pueden ocasionar cegueras temporales y graves lesiones. Recomendamos las gafas de ventisca ya que no se caen al esquiar. El color de las pantallas de las gafas : tinte oscuro para tiempo soleado, tinte claro para días nublados. Existen pantallas polivalentes, fotocrómicas , que se oscurecen o se aclaran según la luminosidad. El casco, el uso no es obligatorio pero puede salvarte la vida. La recomendación es que lo lleven expertos o principiantes. Y por supuesto en los niños. Un buen desayuno es indispensable, alto en calorías. Es recomendable llevar a pistas un botellín de agua y frutos secos.

El esquí es un deporte divertido y familiar y se transmite de padres a hijos y cada día tiene más adeptos. Los primeros pasos en el esquí para los niños deben ser siempre junto a una persona especializada y experta y en una zona protegida , nuestros profesores son la mejor opción ya que además de ser técnicos deportivos en su especialidad son licenciados en educación física requisito casi indispensable para que los niños aprendan felices y con total seguridad y garantía. Jamás se debe forzar a un niño ya que si su primera experiencia es desagradable nunca querrá volver. Su experiencia tiene que ser un juego y no una imposición, puedes motivarle pero nunca obligarlo. Algunos consejos: Respetar la capacidad del niño. Evitar los días de frío intenso. Vestir al niño con tres capas. Protegerlo con guantes, casco y gafas. Aplícale potente protector solar. Es imprescindible que el niño vaya siempre identificado para facilitar su localización. Es conveniente protecciones dorsales. El contacto de los niños con la nieve debe ser progresivo incluso si se desea antes que el niño camine. Es sorprendente la rapidez con la que los niños aprenden a mantener el equilibrio. Fomentar el orden el respeto y el compañerismo entre los niños es fundamental en las clases. El niño debe sentirse arropado también por sus compañeros para jugar con la nieve y buscar el equilibrio. Los niños aprenderán no solo a caminar, deslizarse sino también a caer! Y esas caídas les divertirán! Cuando estén adaptados a sus esquís y ya se deslicen con más seguridad y equilibrio, el siguiente paso será remontar pequeñas pendientes… y seguirán así en su progresión de la mano de nuestros profesores hasta convertirse en expertos esquiadores.

Ven a disfrutar del nuevo Super Parque Sulayr de Sierra Nevada y del nuevo Half Pipe con nuestros profesores especializados